25 febrero, 2021

InfoAgenda Noticias Morelos

Noticias de Morelos

Reprimen en Cereso Morelos a 11 reclusas por defender sus derechos humanos

Por Carlos Quintero J.

Jueves 17 de diciembre.- El pasado miércoles 2 de diciembre, once mujeres privadas de la libertad promovieron una queja colectiva contra la Directora del Centro Penitenciario Femenil, Diana Inés Hernández Román: Ayer en represalia fueron incomunicadas y trasladadas a otras cárceles distritales del estado.
A través de un escrito, presentado por sus abogados ante la autoridad judicial, Ana S. M., Graciela M. V., Alejandra R. G., Araceli V. S., Jennifer Janet M. O., Rocío S. R., Pamela M. R., Gisela F. O., Emelia M. P., Dulce Marlem E. P. y Esperanza E. P. solicitaron una audiencia de auxilio judicial.
En dicho escrito, las mujeres privadas de la libertad hablan que el miércoles 16 de diciembre alrededor de las 20:40 horas, un grupo de aproximadamente 15 agentes de Seguridad y Custodia llegaron a sus celdas y las sacaron violentamente.
“… con uso excesivo de la fuerza empezaron a jalar y a golpear en la cabeza y jalándolas de los cabellos y empujándolas, con golpes en el estómago y patadas diciéndoles que se dejaran de mamadas y que no la hicieran de pedo, que eso era por estar quejándose de la directora Diana Inés Hernández Roman”.
Ellas promovieron la queja contra Hernández Román, y como resultado la juez Elvia Terán Peña programó una audiencia a realizarse el próximo viernes 18 de diciembre, a las 09:30 horas en la Ciudad Judicial de Atlacholoaya, en Xochitepec.
En dicha audiencia, las mujeres internas pretendían dar a conocer una serie de violaciones a sus derechos humanos:
“… hemos estado lapsos de tiempo incomunicadas, nos toman fotografías con dispositivos privados sin nuestro conocimiento, ha modificado el reglamento interno del centro afectando nuestras labores cotidianas, el libre tránsito” además de otras restricciones.
Las mujeres privadas de la libertad denunciaron que sin justificación alguna y en contra de su voluntad fueron trasladadas a las cárceles distritales de Jojutla y Cuautla en donde fueron violentadas en su dignidad por agentes de Seguridad y Custodia.
La versión que algunos de sus familiares conocen es que habrían sido desnudadas y sobajadas, por ese motivo anunciaron que presentaran una queja ante la Comisión Estatal de Derechos Humanos de Morelos, instancia que hasta el momento se caracteriza por su pasividad.
Será en las próximas horas en que se conozcan más detalles sobre la situación de las 11 mujeres privadas de libertad que son víctimas del abuso de las autoridades penitenciarias, pues hasta el momento no han informado al respecto.