25 julio, 2021

InfoAgenda Noticias Morelos

Noticias de Morelos

En cateo, localiza FGJCDMX casa dónde fue asesinado el menor Alessandro

Redacción

Jueves 12 de noviembre.- Durante la madrugada de este jueves, elementos de la Fiscalía General de Justicia de la Ciudad de México ejecutaron tres carros en domicilios ubicados en la Colonia Guerrero y Santa María La Ribera, dónde al parecer en uno de ellos se encontraron pruebas dónde probablemente fuera asesinado Alessandro de 14 años, quién fue hallado al interior de una maleta, durante la madrugada de ayer.

Personal de la Fiscalía de Justicia Penal para Adolescentes, adscrita a la Coordinación General de Investigación de Delitos de Género y Atención a Víctimas, en colaboración con policías de la Secretaría de Seguridad Ciudadana y agentes de la Policía de Investigación, ejecutaron órdenes de cateo en tres inmuebles, dos de ellos localizados en las calles Magnolia y Tercer Callejón de San Juan de Dios, ambos en la colonia Guerrero, así como otro en la calle Doctor Atl, colonia Santa María La Ribera.

En dichos cateos, participaron agentes del ministerio público, así como expertos en las materias de criminalística, fotografía, química y genética de la Coordinación General de Investigación Forense y Servicios Periciales, quienes recabaron diversos indicios como rastros hemáticos, ropa y dispositivos electrónicos, los cuales ya se analizan para ser integrados como elementos de prueba a la indagatoria, con la finalidad de identificar la mecánica de los hechos y relacionarlos con la posible participación de otras personas.

Es de relevancia destacar que, derivado de los indicios recabados, fue posible establecer que uno de los inmuebles, ubicado en la colonia Guerrero, sea el lugar donde la persona menor de edad fue privada de la vida.

Asimismo, se ha brindado a las víctimas indirectas, desde el día de ayer, primer momento en que se tuvo contacto con ellas, acompañamiento a la familia con especialistas del Centro de Apoyo Sociojurídico a Víctimas del Delito Violento, a fin de brindarles apoyo emocional y los servicios del centro, tales como apoyos funerarios y sociales, entre otros.

Alessandro, pupilo de una escuela de futbol del Cruz Azul en la Venustiano Carranza, había sido reportado como desaparecido el martes pasado en la colonia 20 de Noviembre de la misma alcaldía, por ello no alcanzó a emitirse la Alerta Amber.

Los encargados de transportar el cuerpo para tratar de dejarlo en un basurero también son menores de edad, ambos de 15 años: José Rodrigo y Darwin Azael, este último con antecedentes penales.

Cerca de las 01:10 horas, según con reportes policiales, José Rodrigo arrastraba con dificultad la maleta de color azul marino en el cruce de Lerdo y Magnolia, en la colonia Guerrero, alcaldía Cuauhtémoc.

Policías del sector Buenavista trataron de abordarlo, pero el adolescente comenzó a correr dejando abandonado el velís.

Metros adelante fue detenido y reveló que llevaba el cuerpo de un joven, ya que dos hombres, El Niñote y El Rodolfo, le habían pagado dos mil pesos por tirarlo en el basurero del mercado Martínez de la Torre, ubicado sobre Degollado y Eje 1 Mosqueta, colonia Guerrero.

El detenido también dijo que fue ayudado por Darwin Azael, quien más tarde fue interrogado y confirmó que colaboró a sacar el cuerpo del 108 de Magnolia, por lo que también fue apresado.

Según con la declaración de un testigo, Alessandro fue sometido en el cruce de Vulcanización y Paileros, en la colonia 20 de Noviembre, donde lo subieron a la fuerza a un taxi.

Además, de acuerdo con reportes preliminares, el padre del menor sería propietario de vehículos de alquiler por aplicación.

Por el asesinato del adolescente fue iniciada la carpeta de investigación CI-FIEDH/2/UI-1C/D /00299/11-2020, por el delito de homicidio.

Ahí quedó asentado que en el 108 de la calle Magnolia agentes de la Policía de Investigación encontraron una llanta de la maleta en la que transportaban el cuerpo.

Los restos de Alessandro fueron llevados al anfiteatro de la agencia del Ministerio Público GAM 6, donde un perito en criminalística reportó que la víctima presentaba una herida “en surco” en el cuello y escoriaciones en la cara.